Últimamente la naturaleza está hasta por nuestras paredes de casa. Y no es broma no, sucede así, literalmente. A la vez creamos nuestro diseño interior, ya estamos pensando en dónde colocar la tierra y el abono para que las plantas comiencen a vivir con nosotros, por ejemplo, sobre nuestras cabezas.

También, aprovechas las mesas del salón para hacer un pequeño huerto de hierba decorándolo con piedras volcánicas puede llegar a conquistar nuestros corazones y darnos oxígeno de sobra también en nuestro entorno.

La naturaleza no sólo está comenzando a formar parte en el diseño y en la arquitectura de manera viva como tal. Sino que también, comienza a estar de manera presente en estampados de cubertería, en los bordados de las sábanas, los cojines, las cortinas… . No hace falta ni siquiera que las plantas lleguen a ser naturales, hoy en día puedes conseguir cualquier tipo o clase de planta y que sean artificiales, dando al hogar una apariencia absolutamente natural y muy realista. El diseño ya no tiene fronteras ni límites que puedan llegar a obstaculizar la imaginación para nada.

¿Adoras los bosques y las selvas? Pues sin miedo puedes intentar crear una dentro de tu casa. Plantas artificiales o plantas naturales por todas partes. Encima de las lámparas, las encimeras de la cocina, los baños, los dormitorios. No hay rincón donde no pueda existir vida, y una planta.

Las plantas no sólo te ayudarán a darle un buen aspecto a tu hogar, sino que además conseguirás ganar beneficios a tu favor y en forma de salud. Los colores y las plantas ayudan muchísimo en la vida diaria de una persona, encontrarás la posibilidad de que tu estado de ánimo mejore, que te sientas mejor contigo y también logres sentirte mejor con el diseño adecuando para tu entorno.

Sobre El Autor

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.